viernes 02, diciembre 2016 | Actualizado 19:42 (hace )

Crónica de un matrimonio de "mentira"

26/08/2013 23:43 hs
El conflicto entre Karina Jelinek y su marido Leandro Fariña, volvió a poner en duda la existencia del matrimonio de la "extraña" pareja.
Por Rodrigo Lussich
@rodrigolussich

Por Adrián Pallares
@adrianpalla


Se casaron en tres meses de noviazgo con una ceremonia y una fiesta fastuosa. Luego se supo que esa celebración también funcionó como el lanzamiento de una empresa de alquiler de autos de alta gama y que la fiesta la había pagado un empresario, dueño de la empresa.

Así arrancó la historia de amor de Karina Jelinek y Leonardo Fariña. La hermosa modelo y el extraño empresario sin historia ni pasado concreto, y sin ningún trabajo conocido. Los meses pasaron, aunque nunca fueron una pareja de las más tradicionales, la historia de amor siguió.

Pero fue con la presentación de un informe en el programa de Jorge Lanata que involucraba a Fariña en el lavado de dinero, que la pareja empezó a sufrir conflictos y desconfianza.

Karina le pedía a la prensa que no la acosen, que ella sólo entendía de desfiles y de moda, nada más, y que no iba a hablar del lavado de dinero. Los meses pasaron y Karina siguió defendiendo a su marido y desconociendo las denuncias de la justicia.

Ahora la historia cambió, a pesar de que Jelinek las últimas semanas se la pasó en el exterior, la aparición de una fotos de Fariña con otras mujeres, motivaron a que Jelinek dijera vía twitter que se había terminado.

Lo que no pudo romper una denuncia de lavado de dinero, lo consiguió una foto. Parece que el amor de Karina no era tan fuerte, o en realidad la relación comercial que ellos mantenían, se hizo añicos en el momento en que Karina quedó expuesta frente a la opinión pública como una cornuda. Una afrenta que ninguna mujer perdona, y menos en un matrimonio en el cual nunca se vio amor.
TAGS
karina jelinek, leo fariña,
Logo de Grupo Indalo Logo de Comscore