lunes 05, diciembre 2016 | Actualizado 05:45 (hace )
Análisis tv

La orquesta del Titanic

06/10/2013 13:12 hs
La tele abierta pierde audiencia manteniendo en pantalla a personajes que saturan rápidamente y pasan de "medir" a espantar televidentes a mansalva.
La tele abierta parece por momentos el Titanic a punto de naufragar. La salva parte de su tripulación; las buenas ficciones, los periodísticos interesantes, informes bien hechos, buenos conductores y conductoras, animadores y el entretenimiento que bien lo vale.

Pero si de mediáticos se trata, hasta los noticieros abren sus informes con las aventuras de los inefables Doman y Evelyn, sus desvaríos sentimentales post divorcio y otras cuestiones que a veces parecen interesarles más a los gerentes de noticias que las propias informaciones duras del género.

Fort y Fariña, las dos F del patetismo televisivo, también hacen de las suyas como parte de una orquesta en la que todos los músicos suenan desfinados.

La orquesta del Titanic aparece como ese último resabio del gran barco que se hunde: mientras hasta las ratas huyen, los sobrevivientes buscan botes salva vidas, las mujeres y los niños van primero, todos tratando de evitar morir ahogados; ellos siguen en la cubierta impertérritos, firmes hasta el final, tocando para los pocos que quedan, mientras el naufragio se hace inevtitable.

Ahí están sus integrantes: mediáticos dispuestos a todos hasta el final pese a que hace rato que los tapó el agua. Jelinek y Fariña dan las últimas bocanadas cual peces aleteando casi pescados; Fort colgándose del escándalo de turno para sobrevivir en cubierta; Doman y Evelyn como nuevos exponentes de un hit que ya suena gastado y repetido hasta el cansancio. Y por supuesto los clásicos de siempre que se niegan a dejar la nave.

Lo que nadie parece notar es que el rating sigue bajando; hoy 6 puntos es un éxito, y el barco se sigue hundiendo. Pocas ideas, mucha repetición, personajes que le gustan a los productores pero que la gente ignora o acepta en franca minoría. La orquesta siguió tocando hasta que un día fue leyenda.

Logo de Grupo Indalo Logo de Comscore