jueves 08, diciembre 2016 | Actualizado 17:40 (hace )
El día después

Luego de confesar su escandalosa ruptura con Martín Redraro, Luciana Salazar pasó la noche en el Hospital

23/07/2014 18:24 hs
La modelo sufrió una descompensación por la que debió ser intervenida en el Sanatorio de La Trinidad. En esta nota más detalles de la salud de Salazar y su descargo.

La modelo Luciana Salazar no logra superar la traumática separación de su ex pareja, el economista Martín Redrado, y la exposición mediática por su descargo a través de las redes sociales y los medios, hoy la ponen en el ojo de la tormenta.


Frente al escándalo desatado alrededor de su figura y la de su ex luego de que se revelen intimidades de la pareja como las que ella misma confesó, entre ellas que habían ido a una clínica de fertilización y él dijo que habido sido obligado a ir y que en su celular Redrado la tenía como "lucifer 666", la salud de la modelo no soportó tanto estrés por las repercusiones.


Ante estas declaraciones en la revista Gente, el primero en responderle fue el mismo Redrado este miércoles en el programa de Mariana Fabbiani: "Estoy fuera del país con mis hijos. Yo proceso el dolor en el ámbito privado". "Sin embargo, debieras preguntarte: si las cosas fueran como las relata, ¿por qué quiere formar una familia conmigo? ¿Por qué me sigue viendo y pasando las noches juntos? Para reflexionar", lanzó.


Frente a tanta exposición mediática, el primer síntoma de su desgasto físico y emocional fue su ausencia en el programa "Animales Sueltos" de este martes, donde es panelista. El conductor Alejandro Fantino fue quien se refirió a las razones de la ausencia de Salazar y afirmó que fue por problemas de salud por lo que pasó la noche en el Sanatorio La Trinidad, donde debió permanecer con suero por un cuadro de gastritis.


La propia Salazar aclaró la situación a través de su cuenta de Twitter  al escribir: "Quiero aclarar q no estuve internada, fui al Trinidad con un cuadro d gastritis y me hicieron los análisis y me pusieron suero para no deshidratarme".


La modelo pasa su peor momento y el cuerpo dijo basta. Con un peso de 41 kilos, realmente alarmante, Luli afronta la angustia y el duelo de una separación rodeada de misterios, mentiras y verdades. "Cuando está angustiada, baja de peso y los nervios le hacen mal", había confesado.


Lo cierto es que Luciana ya se encuentra mejor de salud y por orden de los médicos permanece en su casa con estricta orden de reposo. ¿Cómo seguirá la salud de la modelo?

TAGS
luciana salazar internada, luciana salazar separación martín redrado,