jueves 08, diciembre 2016 | Actualizado 01:20 (hace )
Análisis

Los que no supieron el juego de ser jurados

03/09/2014 18:23 hs
Gasalla y Nacha, dos de las figuras más importantes del espectáculo, formaron parte, en distintos momentos, del tribunal más famoso de la televisión.
El oficio de ser jurado de "Showmatch" parece ser un traje que no a todos les queda a medida. A lo largo de todos estos años, varias figuras pasaron por el mediático tribunal y sólo algunos lograron permanecer en el mismo, siendo eficaces para el show y sin perjudicar su figura.

Seguramente del ícono del "jurado perfecto" es Moria Casán. La diva es la mejor exponente de alguien que trabaja para el jurado. Es ácida y contestaría cuando es necesario y contenedora y cariñosa, cuando la situación lo requiere.

En el otro lado podríamos poner a Nacha Guevara y Antonio Gasalla. Cada uno en lo suyo es un artista consagrado y con mucho escenario sobre sus espaldas, pero a la hora de sentarse en la silla del jurado, hacen agua y pierden la dimensión que están trabajando para un show y que su tarea es de generar y acompañar, no de ser "los protagonistas".

En el caso de Antonio Gasalla la historia es más conocida, arrancó en el programa haciendo personajes, luego se sentaba a juzgar, a veces como Gasalla y otras como una de sus geniales criaturas. Pero ninguna de las dos formas le sirvió al show y menos a él.

Hace unos días en declaraciones radiales a Catalina Dlugi el capocómico volvió a mostrar su fastidio por su paso por Showmatch: "El año que yo fui había una chica down, una modelo que había tenido un ACV y un hombre sin una pierna. Más adelante vinieron los Caniggia y después había que ponerse tacos y empezar a correr. ¿A mí me querían hacer correr? Yo estaba mal de la rodilla. Por ahí no fui funcional a ese juego".

Con palabras un poco fuertes, Gasalla reconoció no haber estado a la altura del show más importante de la televisión argentina.

Igual situación está pasando en este momento con Nacha Guevara. La notable artista provocó cierta incomodidad en Marcelo Tinelli cuando hacía una devolución sobre el folclore y uso algunas palabras poco felices: "Debo reconocer que a la cuarta chacarera, uno como espectador, tiene un cansancio", explicó Nacha.

      Embed

Marcelo Tinelli retrucó a la artista: "A mi me encanta la chacarera", y se explayó: "A mi me gusta que la música esté bien arriba. La zamba me torra, pero está bien, son gustos, eh. Me encanta que a vos no te guste, pero a mí me encanta. Pero yo prefiero que la música está arriba. Me pone feliz a mi".

"A mi me gusta mucho la chacarera, pero también me gusta la pizza y no puedo comerme 18 pizzas", lanzó la jurado. "Yo me como 18 pizzas, 8 panchos y 46, no tengo problemas. En la repetición me encanta, son gustos", sentenció Marcelo, cerrando la discusión y abriendo la polémica.


No todos pueden ser jurados y Gasalla y Nacha, excelentes en sus labores artísticas, demostraron que tal vez la silla de "Showmatch", les quede un poco grande. Tal vez Nacha tenga tiempo de revertir su estilo y adaptarse al reality más importante de la Argentina. En el caso de Gasalla, ya tuvo su chance y no logró buenos resultados.

TAGS
showmatch, nacha guevara, antonio gasalla,