viernes 02, diciembre 2016 | Actualizado 23:33 (hace )
Exclusivo

Verónica Ojeda cambió de abogado y él también insiste: "No están separados"

26/10/2012 16:55 hs
El representante legal de la pareja de Diego Maradona comenzó a trabajar con ella hace veinte días y asegura que antes "no tenía abogado", con respecto a Alberto Domínguez.
Luego de las declaraciones de Alberto Dominguez, abogado y amigo personal de Verónica Ojeda, fuertes rumores indican que el propio Diego Maradona le habría pedido a su pareja que cambie de representante legal.

El doctor Jorge Auruccio tomó las riendas y es el nuevo defensor de Ojeda, que está embarazada de casi cinco meses y espera un varón para febrero de 2013. La polémica comenzó cuando las hijas de Diego, Dalma y Giannina, demostraron su furia porque su padre reconocería al niño que está en camino.

"Verónica y Diego no están separados", asegura el abogado y agrega: "Hay que tener mucho cuidado con las declaraciones porque todo factor externo puede causar que el embarazo sea de alto riesgo".

Con respecto a los dichos de la vecina, que también es obstetra, y se puso en el lugar de médica personal de Ojeda, Auruccio dijo que su clienta no está interesada en hacer ninguna demanda judicial. Lo cierto es que la única palabra oficial es la del doctor Alfredo Cahe, médico personal de Diego Armando Maradona y su pareja.

Verónica el lunes pasado ingresó al Sanatorio Los Arcos y surgieron muchas dudas por la salud de ella como la de su futuro hijo. "Fue sólo un chequeo de rutina y los estudios dieron bien. Hay que cuidarla como mujer y como futura mamá", pide su abogado.

Maradona en este momento está regresando a Dubai, luego tiene un compromiso en China, regresa a los Emiratos Árabes y todavía no tiene fecha de regreso a Argentina. "Ni él sabe cuando vuelve", indica su abogado. Mientras que su hija mayor Dalma, ruega que regrese lo antes posible: "No veo la hora de que llegue mi papá para que aclare todo"

Por su parte, el nuevo representante legal de Ojeda aclaró que ella "nunca tuvo abogado y hay que ver si Domínguez tenía el poder suficiente como para representarla".

Aunque él sólo reconoce a las chicas que tuvo con Claudia Villafañe, el bebé en camino sería el quinto hijo del ex futbolista, ya que también tiene a Jana, de 15 años, a quien le tuvo que dar el apellido, y también Diego Junior, quien reside en Italia pero que Maradona no reconoce ni le interesa tener ningún tipo de vínculo.