La hija de Harry y Meghan Markle figura oficialmente como heredera al trono

Internacionales

Mientras que a su hermano Archie apenas tardaron dos semanas en incluirlo en su sitio oficial, la casa real se tomó más tiempo para actualizar el estatus de Lilibet Diana.

El 4 de junio de 2021, llegó al mundo Lilibet Diana Mountbatten-Windsor, la segunda hija de los duques de Sussex, Harry y Meghan Markle. Sus padres anunciaron su nacimiento dos días después y la familia real no escatimó en felicitaciones y gestos cariñosos hacia la pareja y la recién nacida. Sin embargo, tuvieron que pasar casi dos meses para que sus derechos dinásticos se vean reflejados.

El 26 de julio, 52 días después de su nacimiento, la página web oficial de la familia real actualizó la lista de la línea de sucesión al trono británico y ahora por fin aparece la bebé. Miss Lilibet Mountbatten-Windsor, como es anunciada, se coloca en el octavo puesto, desplazando así al noveno a Andrés, el tercer hijo de Isabel II. Tras él se ubican sus hijas, Beatriz y Eugenia, y su nieto Jack; después, Eduardo de Inglaterra y sus dos hijos, Severn y Louise; y más adelante Ana, sus dos hijos, Peter y Zara, y sus cinco nietos. Un total de 23 personas, encabezadas por el príncipe Carlos, su hijo William y sus nietos, George, Charlotte y Louis.

La sorpresa por el hecho de que Lilibet no apareciera en la lista oficial de sucesión al trono llevaba semanas rondando los medios británicos, que destacaban que su hermano mayor, Archie, había tardado apenas un par de semanas en ser incluido en la misma. El príncipe Louis, tercer hijo de William y Kate Middleton, fue incorporado en solo 12 días.

Sin embargo Jack, el hijo de Eugenia de York, o Lucas Tindall, hijo de Zara, tardaron también un par de meses en ser incluidos. Es decir, que Lilibet sufrió los tiempos de los miembros de menor rango de la familia real, al contrario de lo que sucedió con su hermano.

Este significativo retraso parece ser una página más de los muchos capítulos de tensiones entre los Sussex y su familia británica, que se acrecentaron tras el nacimiento de la bebé.

Dejá tu comentario