Los vecinos del comerciante asesinado comparan el tiroteo con los bombardeos de Irak

Por Télam

Vecinos del comerciante Ernesto Mata, asaltado y asesinado anoche en Martínez por un grupo de delincuentes, indicaron que la zona "está cada vez más violenta", aseguraron que ya analizan en mudarse por la inseguridad y compararon el tiroteo con los bombardeos de Irak.



"Dispararon y dispararon. Sólo puedo compararlo con cuando veo en televisión los bombardeos de Irak. Esos minutos fueron eso. La verdad es que tenemos mucho miedo", dijo a la prensa una vecina que vive en la cuadra de Libertad al 700 de Martínez.



"Yo estaba tirada en el piso con muchísimo miedo pidiéndole a mi marido que no se asomara, que no saliera, porque no sabíamos de dónde venían (los disparos) ni qué pasaba. Estábamos comiendo y mirando televisión y de repente los tiros, la policía que pide que bajen las armas", agregó.



La vecina, que conoce a la familia e incluso anoche estuvo con la esposa y la hija de la víctima, relató que es la tercera vez que los Mata sufrían un robo ya que hace muchos años se les habían metido en la casa y en noviembre último sufrieron otro asalto.



"Estaban aterrados, eran muy precavidos y por eso insistieron mucho con poner la garita", explicó.



Al narrar los instantes posteriores al tiroteo, la vecina contó que el hijo de Mata "se fue con el papá tratando de ponerle un toalla, estaba con el padre en el piso, se fue en la ambulancia".



Respecto a la hija que logró escapar cuando era llevada como escudo humano en medio del tiroteo, dijo que "fue una cosa de la edad, no midió consecuencias porque la podrían haber matado".



"Un policía la cubrió con un chaleco y la protegió. La tiraron en la caja e inmediatamente un tiro rompió el vidrio del patrullero", añadió.



La mujer dijo que anoche los vecinos ya hablaban de pensar en una mudanza por la inseguridad.



"Estamos todos consternados y la verdad lo que decían todos es que nos tenemos que mudar. Nos tenemos que ir a un departamento", afirmó.



Alberto, otro vecino de la cuadra, aseguró a Télam que "esta zona últimamente se ha vuelto muy insegura, por eso todas las casas están enrejadas, salvo la de este muchacho (por Mata) que era el principal impulsor de poner vigilancia privada".



"Con Mata tuve varias discusiones porque yo no quería una garita en la esquina con vigilancia, porque estoy convencido de que estos por 50 pesos te cuidan y por 100 te entregan", remarcó el hombre.



"Yo le decía a este señor de que si quería seguridad que hiciera como el resto de las familias que pusieron rejas a lo que él me respondió 'yo no voy a afear el frente de mi casa con unas rejas'", puntualizó el vecino.



En tanto, Estella Ortiz, una mujer que habita en una casa cercana a la de Mata, describió al barrio como una "zona donde residen familias de clase media-alta y que los ladrones creen que todos tienen plata".



"Este es un barrio que en su gran mayoría son familias de clase media alta, y por eso mismo la inseguridad está llegando cada vez más cerca, los delincuentes creen que todos tenemos plata", relató la mujer.



"Día a día nos enteramos de nuevos asaltos y cada vez más violentos y más sofisticados, los ladrones tienen armas muy poderosas y se comunican con handies", remarcó Ortiz.

Dejá tu comentario