Las cinco obras que vi en Mar del Plata

27 de enero de 2013

Este fin de semana empezamos la recorrida por teatros de temporada, que tiene mucho más para ver y que va a continuar durante el verano.

Por Rodrigo Lussich
@rodrigolussich


1 - Escandalosas: La revista que encabeza la taquilla y es la más vista del país tiene lo que le faltó en parte a las anteriores, mucho ritmo, modernización del género, humor aggiornado y cuadros musicales de excelencia. Carmen y Moria, juntas, se potencian. La mano de Barbieri en cada detalle se nota en la creación conceptual general del espectáculo, y el manejo del público de Casán ya es un clásico que no vence. Beto César sabe entretener y es muy aplaudido: los nuevos humoristas se lucen, el vestuario de Gaby Girls brilla y la música de Daniel Vilá completa un show de alta calidad.

2 - Humores que matan: Soy un fanático de Woody Allen y esta obra de teatro suya es una perla de su pluma, a la que estamos más acostumbrados a seguir en cine. Se nota que las protagonistas, Soledad Silveyra y Betiana Blum, fueron "limpiando" los personajes y el ritmo que fue algo criticado al comienzo. La verborragia del texto es impacable y filosa, los actores le sacan el jugo y los enredos ganan cuánto más se meten en la situación.

3 - La dama de negro: Brillante trabajo ensamblado de los actores Fabián Gianola y Nicolás Scarpino con su director Manuel González Gil. Toda la puesta es excelente, el clima que se crea en el teatro es mágico, el suspenso in crescendo y la utilización de todos los recursos para un hecho creativo de excelencia la hacen sobresaliente. Gianola compone desde un registro diferente al que le conocemos y lleva su personaje hasta el límite; Scarpino es una máquina de componer y caracterizarse sin techo como actor. Un lujo.

4 - Fátima Florez es Unica: La gran revelación de la temporada y un teatro repleto hacen crecer la expectativa cuando uno entra a ver el espectáculo. Su protagonista es sin dudas única y ha remado con talento para llegar hasta aquí. Tiene una ductilidad y una cantidad de recursos que pone al servicio de un show que se pone al hombro sola practicamente y que es altamente popular. Ante la gran convocatoria, seguramente habrá que reforzar todo lo que la rodea: puesta, coreografías, elenco y producción para no dejarla expuesta.

5 - La cabra: Entre las obras que vienen de Buenos Aires y que juntan en Mar del Plata a lo mejor de nuestos artistas (Pinti, Luque y Flechner en Lo que vio el mayordomo; Brandoni y Soriano en Conversaciones con mamá; Ocho mujeres, el exitazo de Toc Toc; etc) el trabajo de Julio Chávez sigue siendo superlativo; jamás se repite y aquí transmite el particular conflicto de su personaje, muy bien secundado por una brillante Viviana Saccone. Un teatro de calidad para aplaudir.