Fabiana Cantilo defendió el "telar de la abundancia" y se retractó: "Soy una idiota, ¿y qué?"

13 de julio de 2019

La cantante explicó que se confundió luego de haber apoyado la estafa.

Fabiana Cantilo fue el foco de las críticas luego de compartir una carta abierta en la cual apoyaba los denominados "telares de la abundancia", un método que se presenta como una forma de ganar dinero entre un grupo de personas, pero que termina siendo una verdadera estafa.

Si bien el esquema ya era conocido, en los últimos días volvió a estar en boca de todos al haber nuevos casos de gente estafada. En las redes sociales, algunos sorprendidos por la noticia criticaron la maniobra mientras que otros la apoyaron. Una de ellas fue Cantilo, quien escribió una “carta abierta a los que dicen que no funciona”.

Luego de la carta que se viralizó –y que se puede leer completa más abajo-, la cantante pidió perdón a través de Facebook y aseguró que habían entendido mal la consigna del famoso Telar.

“Quiero aclarar que no apoyo los Telares de la abundancia, perdón, entendí mal, a mí también me engañaron. Entendí que había que se hablaba de confiar y dar, pero nunca me di cuenta que se habla de plata. Sí, soy una idiota, ¿y qué?”, se retractó Cantilo.

fabiana cantilo.jpg

A continuación, la extensa carta que publicó la cantante en su perfil de la red social

Reflexión

Me encantaría que comprendiéramos más ampliamente, lo que nos lleva realmente al fracaso como raza humana, no son los telares de mujeres ni los círculos de abundancia Solidaria de Economía Sagrada, el verdadero fraude.

Es esta deshumanización y falta de comprensión. Nos estamos equivocando, nos repetimos erróneamente una y otra vez ¨no confíes en otros seres humanos, ¨no ayudes, ¨no apoyes¨ no veas más que por ti mismo¨ sin darnos cuenta, que eso es, lo que no nos permite avanzar como seres humanos, ¿en dónde perdimos el rumbo?, ¿cómo es que las comunidades rurales no se cuestionan ni elaboran ante la necesidad y la buena costumbre por generaciones de apoyarse unos a otros?, ¿de organizarse?, ¿de ver por el bien común?

Cuando nos dicen que esto no funciona, están diciéndonos: No vayas a ver a un enfermo, es un fraude, ¿quién te garantiza que cuando tu estés enfermo alguien te visitara?, y para convencerte de que no tendrás apoyo, te muestran a un anciano que murió solo, sin mostrarte todos los que mueren acompañados, todos los enfermos que reciben visitas. Así de absurdo suena el Ser Humano diciéndole al mismo ser humano: no confíes en los otros, no creas en nadie, te garantizo que tarde o temprano unos a otros se van a fallar.

*Me pregunto ¿qué pasaría si mejor, alentáramos al ser humano a re aprender y practicar el apoyo por el bien común?, a recordar, que solos no podemos sobrevivir, que somos mejores y más fuertes cuando nos apoyamos, eso, es un circulo de abundancia Solidaria de Economía Sagrada*.

Es la práctica organizada por el bien común, la confianza y el crecimiento financiero, en las comunidades se apoyaban con gallinas y tamales, hoy, los círculos, con apoyo financiero para las mujeres.

Decir que un circulo de abundancia Solidaria, de Economía Sagrada, es un fraude y que tarde o temprano vas a perder, te van a fallar, es lo mismo que afirmar que no vale la pena casarse pues alguien, tarde o temprano de la familia va a fallar, que el futuro esposo puede perder el trabajo, que la mujer puede un día no tener lista la comida: !Alerta, alerta! es un fraude, no te organices, no seas parte, no apoyes, no confíes, no te cases, pues hay casos demostrables de que ha fallado.

*En lugar de invitar a desconfiar unos de otros, podríamos, explicar cómo SI beneficia, funciona y fortalece, la participación organizada, el compromiso y la confianza, el apoyo y el bien común*. Y como aprender a no fallar.

Pues cualquier proyecto social, cualquier organización que emprenda el ser humano de apoyo y colaboración está sujeta a la participación, compromiso y confianza de sus integrantes, si en vez de educar para llevar con éxito esquemas como estos de bien común, apelamos al miedo, a la desconfianza, a la no colaboración y no participación, estamos siendo entonces, participes, precursores y corresponsables de su fracaso.

Un circulo de abundancia, es lo que hacemos hoy por hoy, como naciones, cuando ayudamos todos los países y las personas, a un país en desgracia ante un desastre natural: *Dar, damos con la confianza y la certeza de que cuando sea necesario y así nos toque recibiremos*.

Las opciones son: *retomar y aprender las buenas prácticas de apoyo comunitario* o decirnos unos a otros y enseñar a las nuevas generaciones cosas como: No des, no te organices, no apoyes, no confíes, no participes, no hagas nada, con otros, por nadie, ni por los demás.

En cualquier grupo organizado, cada uno debe participar, involucrarse, comprender el esquema y el objetivo común, que para que algo funcione ( ya sea una familia, una comunidad, una nación, o la totalidad de la raza humana), tenemos cada uno que participar, colaborar, y cumplir con nuestra responsabilidad.

Esto no se trata de en el fondo de análisis financieros, pues para cualquiera con un poco de lógica puede comprender que 2 más 2 son 4 y que el esquema funciona, (grupos o células pequeñas, e independientes, organizadas bajo un esquema de colaboración) no en pirámide, y que son infinitas.

Esto se trata de, y su verdadera importancia radica en: un ejercicio real para aprender a organizarse, a trabajar en grupo, por el bien común, de responsabilidad hacia con los otros y uno mismo.

Cada vez que escuches que los círculos de abundancia son un fraude, te están diciendo: no te cases, no seas parte de ningún grupo, no te asocies, no vivas en comunidad, no participes, no ayudes ante los desastres naturales, no des un regalo de cumpleaños, no visites a un enfermo, no confíes ni creas en los seres humanos, pues seguro, tarde o temprano te van a fallar.

*Participar, cooperar, apoyar, organizarse, ayudarse, es lo que hacemos cuando pertenecemos a una sociedad, comunidad o grupo, es una práctica virtuosa participar en las asociaciones de padres de familia, en una ONG, en nuestra familia*.,

*Yo creo que los seres humanos podemos aprender a organizarnos por el bien común, y re aprenden a confiar en nuestros iguales, creo que al menos debemos intentarlo. Yo sí creo que somos capaces de hacerlo bien*

Temas