Martin Scorsese explicó por qué para él las películas de Marvel "no son cine"

05 de noviembre de 2019

Después de generar polémica con su frase, el director explicó por qué hizo semejante afirmación.

Hace un mes, Martin Scorsese hizo una descripción de las películas de Marvel que generó una gran polémica: “Eso no es cine. Honestamente, y aunque creo que están muy bien hechas y los actores hacen lo mejor que pueden bajo las circunstancias, creo que son más parecidas a parques temáticos”.

Ante la repercusión que generó, el director escribió una columna en The New York Times en la que fundamenta su frase: “Si fuera más joven, si hubiera nacido más tarde, puede que me hubieran emocionado esas películas e incluso que hubiera querido hacer alguna. Pero crecí cuando lo hice y desarrollé un sentido del cine -de cómo era y como debería ser- que está tan lejos del Universo Marvel como lo está “La Tierra de Alfa Centauri”. Para mí, para los cineastas a los que llegué a amar y respetar, para mis amigos que comenzaron a hacer películas casi al mismo tiempo que yo, el cine trataba de revelación: revelación estética, emocional y espiritual”.

En cuanto a las películas de Marvel, sentenció específicamente: “Cualquiera de los elementos que definen el cine como lo sé están en las imágenes de Marvel. Lo que no hay es revelación, misterio o peligro emocional genuino. Nada está en riesgo. Las imágenes están hechas para satisfacer un conjunto específico de demandas, y están diseñadas como variaciones en un número finito de temas. Es probado con audiencias, examinado, modificado, reexaminado y remodificado hasta que está listo para su consumo”.

"Si solo sirves a la gente un único tipo de contenido es normal que vuelvan a por más de ese único contenido. La situación, lamentablemente, es que ahora tenemos dos campos separados: hay entretenimiento audiovisual mundial y hay cine. Todavía de vez en cuando se superponen, pero eso se está volviendo cada vez más raro. Y me temo que el dominio financiero de uno se esté usando para marginar e incluso menospreciar la existencia del otro”, detalló sobre la situación de la industria.

Su conclusión es brutal: “El estado actual del cine. Para cualquiera que sueñe con hacer películas o que recién esté empezando, la situación en este momento es brutal y muy hostil para el arte. Solo ya el hecho de estar escribiendo esto ya me llena de una terrible tristeza".

Temas