Desopilante relato de Laurita Fernández sobre la carrera que hizo con Nico Cabré

14 de noviembre de 2019

La actriz contó el detrás de escena de su incursión en el running.

El 21 de septiembre, Telefe lanzará Inconvivencia, el unitario protagonizado por Laurita Fernández y Tomás Fonzi que contará la historia de una pareja ávida por superar una crisis.

A una semana del estreno, en medio de los nervios y la adrenalina que genera el lanzamiento, la actriz brindó una entrevista y se mostró distendida al contar cómo vivió la carrera de 10 kilómetros que corrió junto a Nicolás Cabré y su hermana.

En Instagram, Fernández contó que su novio la anotó de sorpresa y que llegaron juntos a la meta. Detrás de eso, sin embargo, hubo un trasfondo menos sencillo.

"Mi hermana también corre, ¡así que rodeada! Me anotaron ellos en la carrera porque ellos la corrían. Les dije 'me están cargando' y me dijeron 'no, la vas a hacer'", reveló en una charla con Javier Ponzone.

Embed

Laura reconoció que le gusta el deporte, como el tennis, bailar y caminar pero que jamás disfrutó de correr. "No corro ni a la esquina, nada. Hago para los glúteos un poquito y nada mas", detalló.

La mañana del evento no fue fácil: Laura amagó con quedarse durmiendo pero la culpa por no acompañar a su pareja fue mayor. "Me embocaron en esa carrera y son muy temprano. Entonces eran siete y media, ocho, y Nico me despierta. Lo primero que dije fue "no, me quedo durmiendo", y él se quedó triste. Entonces lo escucho que se ponía las zapatillas, que hablaba con mi hermana, así que abrí los ojos y dije 'me voy a sentir re culpable si no voy'", comentó.

La ropa no fue un tema menor. Con poca experiencia, la protagonista de Inconvivencia no pensó en el esfuerzo que requería correr tantos kilómetros. "Me levanté, agarré las calzas y pésimo, porque me vestí con calzas, una remera. Después la veo a mi hermana de top y short y le digo: 'vas como flojita de ropa'. Y me dice 'si tonta, en dos kilómetros te estás cagando de calor'. Así que me cambié, me puse short y y pensé 'voy a ser de los del fondo que va a estar atrás caminando y tomando agua. Y llego última", agregó.

Los pronósticos no fueron ciertos. La bailarina terminó la carrera junto a su hermana y Cabré y en el medio se divirtió con la gente: "Llegó el momento, estábamos los tres juntos y se produce algo muy lindo porque la gente que está mirando te empieza a agitar y alentar a que corras. Nos conocían y nos decían '¡vamos Nico! ¡Era un papelón total! Es que re quería parar y estaban las chicas alentando y yo por dentro me estaba muriendo, decía 'cuánto falta'".

Madrugar valió la pena, porque Laura no sólo que disfrutó del evento deportivo sino que además, tuvo otra recompensa. "¡Después fui y me clavé una hamburguesa, y comés sin culpa!", bromeó.

Temas