Primero Pablo Echarri y ahora Mariano Martínez ¿qué pasa entre los galanes y la efedrina?

12 de octubre de 2008

En medio de la conmoción por el triple crimen de los empresarios, que dejó de manifiesto una violenta trama de narcotráfico vinculada con la comercialización y uso de la efedrina, en las últimas semanas periodísticamente se vinculó con el tema a dos galanes del espectáculo local.

Primero, hace casi un mes, fue el turno de la madre de Pablo Echarri, quien fue mencionada por una publicación como responsable de una farmacia, junto a su familia, que fue vendida a uno de los asesinados en Pilar.

De inmediato, indignado, el actor cuestionó la intención de la información y explicó que su familia vendió legalmente una farmacia a uno de los involucrados en el tema.

Ahora, el que aparece ligado al tema, a través de su padre, es Mariano Martínez.

Sí, otro actor y galán.

Hoy el padre del muchacho fue detenido sospechado de vender efedrina a las víctimas del triple crimen y de formar parte de un andamiaje clave del hecho.

Todavía no se conoció la voz del muchacho, pero seguramente no tardará en llegar.

Ahora, además, será tema de análisis el por qué de la vinculación, al menos en el terreno mediático y de las denuncias, de las familias de dos de los mayores galanes de la televisión local con este caso.