Una multitud en Plaza de Mayo participó del acto por el Día de la Memoria

Estela de Carlotto fue una de las oradoras. "La lucha sigue siendo la misma, el pueblo luchando contra los poderes económicos", dijo.

En conmemoración al 34º aniversario del último golpe militar, Plaza de Mayo recibió esta tarde a miles de personas provenientes de organizaciones sociales y políticas, además de grupos defensores de los derechos humanos como Abuelas de Plaza de Mayo y la agrupación Madres-Línea Fundadora. Durante el "Día de la Memoria por la Verdad y la Justicia", se realizaron distintos actos que culminaron con un encuentro musical.

Una de las primeras caras famosas en hablar esta tarde fue Florencia Peña, quien ya no oculta su pasión por la política y el gobierno de Cristrina Fernández. "Es muy bueno lo que está pasando con los juicios a los represores y militares. No debemos olvidar ni perdonar", pidió sobre el palco. 

La actriz fue una de las más aplaudidas por el público presente en Plaza de Mayo. También estuvieron presentes famosos como Juan Palomino y Anabel Cherubito. 

La titular de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela Barnes de Carlotto, aseguró que hoy "la lucha sigue siendo la misma" y es "contra los poderes económicos", sostuvo, en el marco de la conmemoración por el golpe de Estado del 24 de marzo de 1976. 

"Venimos a repudiar el golpe cívico militar del '76", sentenció Carlotto, quien remarcó que "este 24 tiene también algo particular, en dos meses se cumplirá el bicentenario de nuestra patria". 

La presidenta de Abuelas de Plaza de Mayo subrayó que "los 30 mil compañeros detenidos desaparecidos lucharon también por esa independencia", pero hoy "la lucha sigue siendo la misma, el pueblo organizado, comprometido y solidario, luchando contra los poderes económicos". 

"Es necesario que gritemos muy fuerte, por un bicentenario sin impunidad, juicio y castigo ya, 30 mil detenidos desaparecidos presentes, aparición con vida de Jorge Julio López", exclamó. 

Estela de Carlotto destacó lo logrado hasta el momento, y en ese sentido señaló: "Queremos celebrar que ya hay 101 hijos de desaparecidos que recuperaron su libertad y alrededor de 40 represores están siendo juzgados en todo el país y mas de 60 genocidas ya fueron condenados".

Por su parte, Nora Morales de Cortiñas, de Madres Línea Fundadora, criticó al jefe de Gobierno, Mauricio Macri, por la Policía Metropolitana "y sus picanas". "La policía de Macri es la misma que la de antes, que la de la dictadura, también con sus picanas". Segundos después, la multitud se sumó al discurso de Cortíñas y cantó contra el jefe de Gobierno, que no participó del acto.

Más tarde, el acto central continúo con un show musical. Víctor Heredia, Susana Rinaldi y Peteco Carabajal fueron algunos de los que estuvieron sobre el escenario. También se sumó Mora Godoy, quien ofreció una performance de tango que cerró el show.  

La última oradora fue Hebe de Bonafini . En su discurso, la presidente de Madres dijo que Argentina "es el único lugar de Latinoamérica que condena a los genocidas y los manda a las cárceles”. “Estamos orgullosas de vivir en este país”. 

"No pudieron apagar tanto fuego. Peleamos por todos ustedes para que todos tengamos un espíritu revolucionario. Tenemos la suerte de tener un gobierno que nos muestra cuál es el camino para condenar a los asesinos”, afirmó. 

En ese sentido, Hebe agradeció a la Presidente y su esposo: ”Gracias Cristina. No nos callaremos, no olvidaremos, no perdonaremos. Gracias Cristina y también a Néstor, que fue el primero que empezó anulando los indultos”. 

Incidentes este mediodía. Militantes de Quebracho apedrearon la sede de la Unión Industrial Argentina (UIA), en Avenida de Mayo al 1000. Encabezados por Fernando Esteche, activistas de la organización atacaron el frente de la sede.


 


Armados con palos y piedras, los encapuchados estuvieron a punto de romper las persianas metálicas y luego la columna de activistas marchó por Avenida de Mayo rumbo al Congreso de la Nación.

El otro acto. Organizaciones y partidos de izquierda realizaron esta tarde un acto paralelo al que se desarrolló en la Plaza de Mayo, con el objetivo de evitar cualquier enfrentamiento entre ambos sectores.

En la intersección de la Av. 9 de Julio y Av. de Mayo, minutos después de las 16.30, distintas organizaciones de izquierda iniciaron un acto, utilizando un camión como escenario. Allí se encontraban, entre otros, el Premio Nobel de la Paz Adolfo Pérez Esquivel, y dirigentes como Vilma Ripoll, Marcelo Parrilli, Patricia Walsh y Critstian Castillo. 

Dejá tu comentario